Páginas vistas en total

viernes, 18 de mayo de 2018

Bahboon : el proyectil stoner japonés


En ocasiones anteriores, Earthquaker ha escrito sobre la cultura japonesa y sus procesos de imitación como una forma de emular a los maestros con la intención de obtener reconocimiento y construir una base para desarrollar lo propio. La música no se escapa de esta lógica, y tenemos en importantes bandas como Church of Misery, Acid Mother Temple y Eternal Elysium grandes ejemplos de perfectas copias sonoras que logran despegar y crear su propuesta propia. 

A finales de 2014, un proyecto de grabación realizado en Cambrige, Inglaterra terminó en la conformación de una banda de músicos japones radicados en Tokio. Bajo el nombre de Bahboon, el grupo compuso un material que mezclaba el stoner entendido bajo la lógica de desértica de Kyuss, Queens of the Stone Age y Truckfighters con un ligero toque el punk, que va desde la escuela clásica de Sex Pistols y Ramones hasta su fusión con el rock noventero de NOFX y The Offspring. En primera instancia podría parecer extraño dicho encuentro, pero el resultado obtenido en su debut Good night publicado en feberero de 2015 nos demuestra la capacidad de aprendizaje de sus influencias musicales y la imaginación necesaria para proponer cosas diferentes.


Bahboon está conformado por  el guitarrista y vocalista Shohey Suyama, el bajista Yasuhiro Shimizu y el baterista Chihiro Takahashi; músicos todos con experiencia gracias a su paso por bandas como The Beatmoss y Peaky SALT, ambos proyectos orientados hacia el rock pop y alternativo. Aunque el trío japones comenzó a trabajar en diversas maquetas desde principios de 2013, no fue hasta la publicación de Good night cuando el proyecto se estableció hacia una idea definida.

En julio de 2016 presentaron Super science, un material dividido en dos partes que juega sonoramente con el hard psych cósmico y líricas que hablan sobre agujeros negros, aunque el disco pasea misteriosamente por baladas pop introspectivas como en "Sirus", tema que cuenta con la participación de la vocalista RISA. El sabor ácido y onírico del material nos remite a un grupo que gusta de la experimentación con la intensión de expandir sus posibilidades estéticas hacia lugares insospechados.

Sin embargo, Bahboon se colocó directamente en la palestra del stoner internacional gracias a la presentación de su tercer material en febrero de 2018 titulado Genjin attack, un disco áspero que guarda un mismo estilo sonoro que logra construir un álbum macizo que rasga las bocinas y atina un golpe certero. Sus guitarras distorsionadas rompen el silencio mientras encuentran eco en las profundas líneas de bajo, aunque los riffs impredecibles que sólo con el seguimiento a los grandes maestros de Black Sabbath se pueden crear logran ampliar el panorama hacia diversas melodías más allá del cliché del género.

Genjin attack arranca con una figura asesina heredera del hard rock clásico y los primeros pasos del doom setentero para demostrarnos su capacidad para sacudir la tierra con notas crudas y melodías realmente infecciosas. "No carb" nos sumerge en las aguas pantanosas del rock macizo sin concesiones, pero cuando escuchamos "Mitsume" sentimos la vibra vintage que solamente los japoneses han logrado rescatar de las bandas clásicas de principios de los años setentas. Bahboon rescata "Invader seventeen", canción con la que abrían su álbum debut, aunque para esta ocasión le imprimieron una mayor fuerza que los acerca aún más a la esencia del rock desértico. Por si ello fuera poco, la banda nos ofrece sonidos alternativos como en la energética "Jinjah Dungah" con sus maravillosos contratiempos de batería o "Doppo" con su línea de guitarra afilida que se incerta directamente con el rock convencional hecho en Occidente en la última década. 


A pesar de la versatilidad alcanzada por la banda en Genjin attack dentro del esquema del stoner desértico, quizá el mejor momento del disco se encuentra en "Word bullet", un concreto proyectil sonoro que contiene todos los elementos fundamentales de su género: guitarras rasposas de velocidad constante que emulan a un V8 corriendo sobre el ardiente asfalto de alguna carretera olvidada a la mitad de las dunas, un bajo envolvente que logra crear los efectos alucinantes del sol desértico y una batería seca que no deja de golpear un solo segundo. Como arena entre las manos, el tiempo pasa a toda velocidad mientras la melodía se filtra por los poros hasta infectar la sangre irremediablemente.


El ritmo stoner clásico de nota insistente e hipnóptica de "Word bullet" se distingue por su nota insistente que remata cada cuatro compases con una figura descendente que repta como serpiente sobre la arena. Su voz grave y monótona termina desgarrándose al final del tema en un orgasmo explosivo. Bahboon ha logrado crear una pequeña joya desértico gracias a las posibilidades de los estudios de grabación, sin embargo la propia banda a presumido su calidad interpretativa sobre los escenarios con un video grabado en Shinjuku, Tokio a finales del año pasado en su canal de YouTube.


Nuevamente Japón nos ofrece una muestra más de lo que es capaz de hacer musicalmente, así que ahora nos toca a nosotros acercarnos a la amplia oferta sonora creada en el país del sol naciente. La tendencia por recuperar los viejos sonidos del stoner noventero han alcanzado al lejano oriente, pero gracias a la capacidad que tiene dicha cultura por asimilar y ofrecer nuevas visiones ha logrado crear un álbum de gran calidad como el Genjin attack del trío radicado en Tokio. Bahboon ha lanzado su granada auditiva, ahora es el momento de permitirle su explosión...


No hay comentarios:

Publicar un comentario