Páginas vistas en total

jueves, 21 de diciembre de 2017

Psychedelic Witchcraft : en el ensordecedor estruendo de la guerra


A mediados de 2016, Virgina Monti le puso pausa a Psychedelic Witchcraft para darle vida a Dead Witches, una banda clavada en el primer doom junto con el baterista Mark Greening, quien ha formado parte de emblematicas bandas como Electric Wizard, Ramses y With the Dead. El resto de los integrantes del grupo conformaron Magnet mientras terminaba la aventura amorosa y musical de de su musa y líder, situación que sucedió en abril de 2017 cuando la disquera Listeneable Records anunció que firmaba a los italianos para publicar su siguiente disco. 

La banda originaria de Firenze se encerraría durante los últimos meses de mayo en el Elfo Studio para grabar su segundo álbum, mismo que ha sido publicado a finales de octubre bajo el nombre de Sound of the wind. Este material es una continuación obvia a lo hecho por el grupo en The vision (reseña-review) donde el occult rock, el hard blues y el proto-doom se respira a cada surco del vinilo; sin embargo, a través de los 38 minutos de duración del disco podemos encontrar un crecimiento exponencial por medio de melodías bien construidas y una mejor producción gracias a la participación de Alexander Lizzori como ingeniero de sonido.


Sin deseos de exagerar y ensalzar al Sound of the wind, bien podemos escribir que Psychedelic Witcraft ha alcanzado una madurez compositiva e interpretativa. Del directo y en ocasiones inocente The vision, en esta ocasión la banda logra construir un sonido concreto de gran profundidad e intensidad. Los riffs de guitarra creados por Jacopo Fallai logran atravesar la piel con sus figuras hirientes, la batería de Mirko Buia golpea en los lugares ideales para lograr la intensidad deseada y el bajo de Riccardo Giuffré abarca todo el horizonte sonoro que las bocinas alcanza para crear un ambiente denso lleno de gravedad... todos son elementos obligatorios para una banda que dice tocar "occult rock".

Por si fuera poco, la hermosa bruja frente al micrófono ha logrado un gran nivel lírico más allá de la por momentos forzada escritura esotérica de sus primeras composiciones. El día de hoy, Virginia Monti realmente ha asimilado la melancolía, el temor y la incertidumbre que provocan las sombras y la muerte, por lo que ahora puede escribir sin referencias obvias a películas giallo italiano, serie b de la cinematografía americana o la ficción de explotación al estilo del español Jess Franco. Ahora la vocalista de Psychedelic Witcraft bien puede hablar sobre la guerra, el sexo, la introspección y la obscuridad de manera directa, sencilla y bien fundamentada.


Sound of the wind es un disco equilibrado, pues bien puede ir del hard rock que sirvió de plataforma en su material anterior como en "Sin of mine" o en "Rising on the edge" hasta el blues más profundo como en "Let me be myself", tema que recuerda un tanto a "Magic hour blues", canción que clausuró The vision. Sin embargo, la novedad está en las melodías directas que toman diferentes senderos hasta sus últimas consecuencias, como en "Turn me on" y su insistente hard blues muy al estilo de los Blues Pills, o en la misteriosa canción que titula la placa donde podemos descubrir un cierto tufo al clásico  de Jefferson Airplane, "White rabbit". Finalmente encontramos ese rock esotérico y tenebroso en temas infecciosos como "Wild we go" (con su lisérgica guitarra eléctrica) y la psicodélica "The Warrens" con su hipnótico ritmo que nos sumerge en un abismo sonoro concentrado al centro de los parlantes mientras la voz en stereo de Virgia Monti hace referencia a la conocida película The conjuring.


Para demostrar el avance alcanzado por Psychedelic Witchcraft, nos acercamos al primer tema que se liberó del Sound of the wind. Bajo el tamiz patentado por Tony Iommi con su Black Sabbath en el eterno "War pigs", la banda de Firenze nos ofrece "Lords of the war", canción basada en un tenebroso riff inicial que inesperadamente se convierte en una granada llena de energía que logra explotar para hacernos despegar los pies de la tierra. Su infeccioso ritmo entrecortado cabalga sobre los cuerpos caídos en batalla mientras la música poco a poco nos sumerge en los terribles abismos provocados por la guerra y la muerte. A través de constantes cambios melódicos, el grupo nos muestra todas sus posibilidades interpretativas y la madurez alcanzada en tan poco tiempo. 

"Observa hacia afuera de tu ventana... se están construyendo armas y levantando muros de mentiras. Han crecido con bombas en sus manos y con el susurro de maldad a través de sus cabezas, pues yo lo he visto desde sus ojos. Sólo necesitan saber si somos los siguientes en guerra. Ellos construyeron y destruyeron, ellos son todo el ruido. Nosotros no lo vamos a parar, nosotros no nos arrastraremos y nosotros no moriremos. Estamos en contra de los señores de la guerra. Alas de muerte vuelan sobre sus cabezas. Este es el funeral de las tierras ancestrales. Los maestros reunidos a las puertas del infierno, pero el demonio tienen que lanzar su conjuro..."

Entre escenas de batallas, máquinas de guerra y ciudades ardiendo tras ataques aéreos, Psychedelic Witchcraft publicó el video con las letras de "Lords of the war" a finales de septiembre de 2017, dando así el primer paso para la promoción del Sound of the wind. La banda está en plena promoción del disco, por lo que ya presentaron un segundo video con el tema "Rising on the edge", trabajo visual lleno de motocicletas y vida nocturna. El disco tiene todavía mucho qué ofrecer, así que estamos en excelente momento para desmenuzarlo y saber a qué suena Italia el día de hoy...


No hay comentarios:

Publicar un comentario