Páginas vistas en total

miércoles, 23 de septiembre de 2015

Mexicola de Queens of the Stone Age: la mirada de Josh Homme desde el otro lado de la frontera


Cuenta la leyenda que durante la grabación de uno de los discos de los míticos Kyuss, su productor Chris Goss (quien fuera guitarrista y vocalista de Masters of Reality) les dijo a los integrantes del grupo en son de broma que "se estaban escuchando como unas reinas de la edad de piedra", debido a la falta de fuerza en la interpretación a pesar del sonido que estaban generando. Al desintegrase Kyuss en 1995, su guitarrista Josh Homme decidió hacer un nuevo proyecto tras haber formado parte de los Screeming Trees de Mark Lanegan durante su última gira. La banda se hacía llamar Gamma Ray, pero al hacer referencia directa con la banda de power metal del ex-guitarrista de Helloween (Kai Hansen), Homme recordó la anécdota vivida con Goss, y la utilizó para bautizar a su grupo.

¿Por qué decidió Homme nombrar como Queens of the Stone Age a nueva banda? La respuesta es sencilla. En un intento por desmarcarse de todo lo que significaba Kyuss, el guitarrista decidió modificar el bloque unísono y agresivo de dicha banda para hacer un sonido distorsionado pero con gran definición e identificación de cada uno de los instrumentos, además de orientar los riffs de su guitarra hacia un hard rock pegajoso. Al contrario de la voz árida y monótona de John García, Homme tomaría las vocales para construir con melodías directas y variadas con juegos de coros que lograran mayor intensidad en las canciones. Los tiempos se recortaban y la improvisación ácida de Kyuss se quedaría sólo en las presentaciones en vivo. De esta manera, al suavizar el sonido desértico que tuvo su banda anterior, Josh Homme había creado un grupo que realmente sonara como unas reinas de la edad de piedra.


Tras reclutar a varios músicos y grabar un EP, Josh Homme decidió meterse de lleno a los estudios de grabación de los Studio Monkey de Palm Springs, California para aterrizar su concepto en un disco de larga duración. Para mantener la fuerza sonora de Kyuss, el guitarrista convenció al último baterista de dicha banda a que se uniera a su proyecto. Alfredo Hernández logró plasmar la energía y la salvaje precisión que buscaba Homme, estableciendo las bases para sus nuevos riffs de guitarra. Bajo el seudónimo de Carlo Von Sexron, el propio Homme grabaría los teclados y los bajeos para todas las canciones. De esta manera, para septiembre de 1998 se publicó el Queens of the Stone Age con su sugerente portada; un disco con la ingeniería de sonido hecha por Hutch y con la mezcla de Joe Barresi. 


En las posteriores re-ediciones de la placa, en su contraportada podíamos observar a un tercer integrante del grupo: Nick Olivieri. El errático músico formó parte de Kyuss como bajista de la banda, así que una vez establecido el nuevo concepto musical de Josh Homme, éste le llamó por teléfono a su viejo compañero para integrarse al proyecto. Olivieri se incorporó felizmente a Queens y de manera inmediata, convirtiéndose en el bajista del grupo de manera oficial para la gira promocional del disco. Tal fue la respuesta  de Nick ante la oferta de Homme, que éste tuvo el acierto de poner el mensaje telefónico con la aceptación de Olivieri al término de "I was a teenage hand model", última canción del disco debut. Por si fuera poco, este disco logró abrir las puertas a Homme al reconocimiento público, al grado que esta placa es la única de la discografía de la banda que está considerada dentro de la prestigiada lista "1001 albums you must hear before you die".


Dentro de las canciones incluídas en el Queens of the Stone Age, hay una que guarda la innegable influencia de Kyuss en el nuevo grupo de Homme. "Mexicola" es una rola que retoma uno de los temas favoritos de la banda anterior del guitarrista y que derivó a la concepción de un género musical: el desierto. Los paisajes áridos y el sol cayendo a plomo crean imágenes fantasiosas parecidas a las que inducen las drogas ácidas, ensoñaciones pesadas que mezclan deseos y pesadillas en un mismo momento. Josh Homme alarga su vista más allá de la frontera y encuentra en México un espacio nuevo pero que mantiene el mismo ambiente desértico y mágico para su imaginación.

Un poderoso bajeo inunda las bocinas en una misteriosa figura hasta que llegan las guitarras para romper el ritmo con unos marcados "bendings", los cuales se convertirían en la marca identificable de Queens of the Stone Age. Sin aviso, la melodía cambia drásticamente a una melodía muy rítmica que hace mancuerna perfecta con la voz de Homme. Llegado el coro de la canción, una seca voz invita a seguir adelante a pesar de las extrañas imágenes que nos provoca el calor asfixiante del desierto. Poco a poco la rola nos va hipnotizando a través de un definido solo de guitarra que termina acompañando el bloque sonoro final que sacude todo a su alrededor.


"Y todo lo que ella dijo fue verdad..." versa la letra. El sol ofrece sus manos llenas de oro y en sus ojos de terciopelo se observa a México. Nacidos para morir, sorprende que las armas no nos estén apuntando todavía. Esta es la misma vieja canción sonando nuevamente, esa que nos habla de un mundo lleno de mierda que arde rápidamente como gasolina. Todos la odian, porque saben que nos dice la verdad. Una extraña bebida de cola ha entrado a nuestro cuerpo y, en lugar de mitigar la sed que nos ha provocado el desierto, nos arrastra a un abismo de imágenes al cual sólo queda dejarse caer.

Durante el año 2007, Queens of the Stone Age decidió lanzar a "Mexicola" como sencillo descargable desde ITunes para aquellos que compraron un boleto para sus conciertos a través de TicketMaster. No fue sino hasta el 13 de octubre de 2013 cuando tuvimos la suerte de escuchar por primera vez en vivo en México a la banda de Josh Homme, donde esta rolota tronó en las bocinas como homenaje a este país dentro de su participación en el Corona Capital; hecho que emocionó a los fanáticos presentes por lo que significa esta canción dentro de la historia de la banda y lo que es México en el imaginario de los californianos.


No hay comentarios:

Publicar un comentario